Son muchos los centros deportivos que, a lo largo de todo el año, se esfuerzan por idear estrategias que les ayuden a captar clientes y fidelizar a los que ya tienen. Hay épocas clave, como el verano o Navidad, más sensibles a la pérdida de socios por parte de un centro deportivo; por eso es importante desarrollar acciones que ayuden a paliar estos efectos y a mantener la relación con los clientes.

¿Cómo conseguir la fidelidad de tus socios? Estas son algunas fórmulas que pueden funcionar para fidelizar a los socios del gimnasio durante estas navidades:

1.- Conoce a tus Clientes:

¿Conoces a tus clientes? Esta es la primera pregunta que debes hacerte si tienes un gimnasio. Parece muy simple, pero muchos gestores de centros deportivos no tienen argumentos para contestarla.

Para conocer bien a un cliente debemos saber cuáles son sus gustos, aficiones, deseos, frustraciones y alegrías; porque solamente conociendo al cliente se puede aportar valor para que no cause baja. Se trata de medir su experiencia para que todo lo que encuentre en las instalaciones le resulte satisfactorio -no hay que olvidar que nuestro cerebro recuerda experiencias- y si tú como gerente haces que los socios recuerden el gimnasio como una experiencia agradable, conseguirás que no lo abandonen. Parece obvio que nadie abandona algo que le gusta, ¿verdad?

2.- Escucha a tus Usuarios:

El cliente es lo primero. Suena a tópico, pero es así y en este sector más, ya que vives única y exclusivamente de tus clientes. La mayoría de los usuarios de gimnasios no se quejan, directamente se dan de baja, normalmente debido a una mala comunicación con el personal que trabaja en el centro por lo que es importante que los empleados mantengan un contacto directo y estrecho con los clientes para conseguir fidelizarlos.

¡No lo olvides! No todos los clientes son iguales y, por tanto, cada uno tendrá un punto de vista diferente, así como también tendrán distintos gustos y aficiones. Tienes que intentar tener a todos contentos. Contentar a tus clientes, es la mejor forma de fidelizar a los socios del gimnasio.

3.- Clasifica a tus Clientes:

Puesto que no todos los clientes son iguales, ni todos llevan el mismo tiempo apuntados al gimnasio, debemos diferenciar entre nuevos clientes y veteranos.

Nuevos clientes: Son aquellos que han llegado recientemente y no conocen ni las instalaciones ni al personal. Tras concretar una cita para mostrarles personalmente el centro e incluso presentarles a los trabajadores, puedes ganarte su confianza con una pequeña entrevista para conocerlos un poco mejor y preguntarles por sus necesidades y los objetivos que quieren conseguir. Un paso más hacia la fidelización es enviar un correo personalizado, antes de que acudan a entrenar el primer día, para darles la bienvenida. En el módulo de fidelización de clientes de eManaGym podrás encontrar la forma de generar de forma automática este correo.

Veteranos: Son todos los usuarios que llevan más de dos meses en el gimnasio; ya están convencidos de que han tomado una decisión acertada porque ¡se han apuntado al mejor gimnasio! Para fidelizar a este tipo de clientes y lograr que no abandonen tu centro deportivo es necesario crear un plan de comunicación donde, sin abusar, se les informará de todas las novedades del centro cada cierto tiempo.

Cuando un cliente ya es veterano y frecuenta el gimnasio a menudo puede ser merecedor de una tarjeta VIP. Con esta tarjeta se le reconocerá su antigüedad, su estatus frente al resto de socios y además podrá disfrutar de descuentos, ofertas solo destinadas a miembros VIP, e invitaciones para familiares y amigos.

4.- Congela las Cuotas:

Ya hemos comentado que el verano es una de las épocas del año en la que más usuarios se dan de baja. Congelar las cuotas de los socios que no vayan a asistir en estas fechas es una de las acciones más aconsejables para evitar la pérdida de clientes y asegurarte de que vuelvan a tu centro deportivo tras las vacaciones en vez de a otro de la competencia.

El sistema de “promociones” de eManaGym te permitirá congelar las cuotas durante un tiempo determinado, retomando automáticamente el cobro cuando tú desees.

5.- Modifica los Horarios de tu Centro Deportivo:

La flexibilidad de horarios de las actividades programadas, sobre todo en la época estival o durante fechas señaladas como Navidad, es un punto importante a tener en cuenta para evitar las bajas masivas de clientes. No modificar los horarios adaptándolos a las circunstancias es un grave error puesto que se pierden de vista las necesidades de cada cliente. Para fidelizar a los socios del gimnasio hay que adaptarse a ellos.

 

En definitiva, llevar a la acción estos cinco consejos ayudará a que tus socios se sientan más cómodos en tu centro deportivo, un elemento clave para que se fidelicen e incluso actúen como prescriptores de tu gimnasio.

Entra en nuestra página web y consulta más información sobre todo lo que eManaGym puede aportar a tu negocio.